En el marco del Plan 10, el Vicepresidente de la República y Secretario Técnico y de Planificación de la Presidencia, Oscar Ortiz, en su calidad de presidente de la junta directiva de Fomilenio II, junto con autoridades de FOMILENIO II y la Corporación del Reto del Milenio,  se reunió con alcaldes de la zona paracentral y oriental del país para coordinar esfuerzos que agilicen la ejecución de los proyectos del Convenio, especialmente, la construcción y rehabilitación de centros escolares en el marco del proyecto de Desarrollo Humano.

En la reunión participaron 10 alcaldes de La Paz, Usulután, y La Unión, quienes expresaron su apoyo para agilizar la autorización de los permisos de construcción. El Vicepresidente Oscar Ortiz, expresó la importancia del papel que juegan los ediles en el proceso de ejecución de obras y se comprometió con mantener una constante y abierta coordinación entre alcaldes, Gobierno a través del Ministerio de Educación y autoridades de Fomilenio II.

El vicemandatario además destacó que con estas obras de infraestructura gana el país entero y destacó la labor de los munícipes en garantizar la calidad y ejecución eficiente de las obras.

Durante el encuentro se acordó que en los próximos 15 días se firmará el acuerdo donde se establezca las intervenciones que se realizarán en los centros educativos ubicados en 18 municipios de la zona oriental del país.

FOMILENIO II lanzará entre diciembre 2018 y febrero de 2019 la licitación para la construcción de 27 centros educativos.

La inversión ronda los $35 millones y se prevé que estas obras sean entregadas en el último trimestre de 2019.

La intervención de FOMILENIO II en infraestructura educativa, abarca a un total de 46 instituciones, 4 de ellas son nuevas y estarán ubicadas en Ahuachapán, Sonsonate, La Libertad, San Salvador, La Paz, Usulután, San Miguel y La Unión.

Todas estas instituciones se convertirán en centros integrales, es decir, la sede principal de cada sistema integrado (agrupación de centros educativos) para implementar el modelo de Escuela Inclusiva de Tiempo Pleno.

A nivel nacional, 349 centros educativos implementan ese modelo con el apoyo de FOMILENIO II, beneficiando a 80,000 alumnos por año

La inversión en estos centros educativod abarca infraestructura, mobiliario, equipo y material didáctico.

En promedio, se invierte $1 millón en cada centro integral y un estimado de 200 mil dólares para equipar a los centros educativos que son parte del sistema.

FOMILENIO II invierte $100.2 millones para mejorar la calidad de la educación a través de un sistema educativo moderno y con altos estándares de calidad, dotando a los estudiantes con conocimientos y habilidades que los prepare para insertarse al mundo laboral y motive a continuar con sus estudios, y contribuir así al mejoramiento de la calidad de vida de la población, reducción de los niveles de pobreza y desarrollo económico del país.

San Salvador, 16 de noviembre de 2018